Servicio de cirugía para centros veterinarios

Opera en tu clínica: Traumatología , Oftalmología y Tejidos blandos

Cirujano autónomo con 20 años de experiencia en Barcelona y alrededores

Contacta por email: info@serviciosveterinarios.es Veterinario cirujano: Rafael Segarra Menéndez

(Página dirigida a veterinarios. Recopilación de cirugías que pueden herir sensibilidades ajenas)


FRACTURA DE MALEOLO LATERAL DE PERONÉ.
Traumatología. Ligamento colateral lateral. Peroné. Tarso. Mayo 2015.






Historial Perra Labrador Retriever de 28 kg y 2,5 años con inflamación del tarso y cojera de extremidad posterior derecha.
Diagnóstico Fractura de maleolo lateral de peroné. Inicialmente se diagnostica una rotura de ligamento colateral lateral del tarso de la rama corta y larga con una gran movilidad y crepitación articular. Entramos en quirófano con la sospecha de rotura de ligamento colateral. Es muy rara esta lesión sin un trauma severo sobre esta zona, como en algunos accidentes de coche de efecto cizalla.
Pruebas Se realiza analítica completa con bioquímica y hemograma sin alteraciones. Las radiografías prequirúrgicas se hacen bajo anestesia y no se diagnostica la fractura en la inserción del ligamento en extremo distal del peroné aunque sí se ve una cierta irregularidad en este área.
Tratamiento Tras comprobar que el motivo de la inestabilidad está en una fractura ósea sobre el extremo del maleolo, punto de inserción ligamentoso, se cambia el procedimiento inicial para lesión ligamentosa (tres tornillos y ligamentos artificiales de poliéster ) a un procedimiento para esta fractura con aguja y banda de tensión.



Con un gran aumento en la radiografía digital sobre la inserción del colateral lateral (maleolo lateral del peroné en parte inferior de la imagen) se puede ver una irregularidad aunque inicialmente no se diagnosticó como fractura. A pesar de la inflamación de la zona se apreció gran inestabilidad compatible con una lesión del ligamento colateral.




Intraquirurgicamente se encuentran enseguida los ligamentos intactos en su recorrido y era un fragmento de 3 mm de ancho, entre la pinza, el que se había desprendido del extremo del peroné con los ligamentos colaterales y tendón del músculo peroneo corto perfectamente unidos al extremo distal del maleolo fracturado.




Aquí tenemos sobre el brazo del separador Gelpi el aspecto proximal de la fractura punteada que deja en medio y al descubierto la articulación con el astrágalo a la izquierda. La pinza ayuda a separar el fragmento distal de la fractura también punteado. Ambas lineas de puntos serán las superficies a unir en el paso siguiente.




Finalmente se coloca una aguja de Kirshner de 1,6 mm que atraviesa inicialmente y de forma anterógrada el fragmento proximal, tras comprobar que el punto de salida es central al área de fractura se comprimen ambos extremos de la fractura con una pinza de hueso y se clava la aguja hasta salir por el fragmento distal.




Se prepara una banda de tensión con las alas para ser rotadas fácilmente. El alambre así tensionado ejercerá la misma fuerza en ambos lados. Una vez ajustada la fuerza, con cuidado para no fracturar el pequeño fragmento distal, se cortan y rotan internamente los extremos.




Se deja con férula durante 3 semanas para evitar tensiones excesivas de manera prematura ya que el peso cercano a 30 kg puede ejercer demasiada fuerza para el pequeño fragmento distal. El apoyo es correcto al retirar la férula así como las radiografías y exploraciones. Aun así se limita la actividad un mes mas.